Fue residencia del artista belga Max Léon Moreau, quien vivió aquí más de treinta años, dejando a su muerte en el año 1992 todos sus bienes al Ayuntamiento de Granada. Fue rehabilitado en el año 1998 como Casa Museo.
Conforme a su tipología de carmen, cuenta con vivienda, huerto y jardín, así como tres pequeños bancales para adaptarse al desnivel de la colina. Consta de tres edificaciones independientes comunicadas por medio de patios: la casa del pintor, el estudio y la vivienda del casero. La vivienda es actualmente la sala de exposición permanente de parte de su obra, mientras que lo que fue su estudio —la zona que sufrió mayor intervención— es ahora la que recrea la vida del pintor.

Max Léon Moreau nace en Soignies, una pequeña ciudad belga que abandona a los tres años para ir con sus padres a vivir a Bruselas. Confiesa una profunda admiración por su padre, pintor, al que contemplaba durante su trabajo, haciendo por tanto de su aprendizaje un gesto inconsciente y espontáneo.

Una nueva etapa de su vida viene marcada por el atractivo que siente hacia Oriente. Lo pintoresco de los paisajes contemplados en fotografías y cuadros de colegas, las posibilidades pictóricas imaginadas y el deslumbramiento de lo exótico motivó a Moreau a viajar en repetidas ocasiones a África.

Más adelante viviría en América del Norte, Vichy y Portugal.

Finalmente, tras quince años de permanencia en París y muchos viajes al extranjero, la familia Moreau se asienta en Granada, ciudad que como el mismo artista reconoce: “No nos ha defraudado en los más de diez años que vivimos aquí. En ella me he hecho conocer y apreciar, creo”.

Falleció el 7 de septiembre de 1992, después de padecer una larga enfermedad. Quienes le conocieron describen al pintor como un hombre bueno, afable y cariñoso, bromista a veces, y muy amigo de sus amigos.

La vivienda se desarrolla y se distribuye sobre varios niveles, que llamamos bancales o paratas y se contenta con una higuera, varios rosales, muchos geranios y una pequeña alberca donde se miran las plantas.

Comenzamos nuestro recorrido visitando en primer lugar, el edificio que está situado a nuestra izquierda, que se ha transformado en Sala de Exposiciones, (Sala de Exposiciones Max Moreau) donde habitualmente se expone la obra del pintor belga, pero donde también se exponen obras de otros artistas invitados al Carmen dentro del proyecto cultural “Espacios de Arte”.

En el segundo edificio, a la derecha, se ubica la biblioteca personal del artista. Este es un espacio íntimo y sencillo donde podemos apreciar cuales eran sus lecturas y encontrar parte de la producción literaria de Max (compuso el ballet El lobo y el cordero, es autor del libro de poemas El boticario lírico y estreno la tragicomedia Tutus).

Al fondo, la sala estudio del artista, que se ha conservado tal y como el propio Max la dejó. El piano con sus partituras: la colección de objetos orientales con los que viajó por medio mundo; junto a la ventana, el caballete que le regalara su padre, etc.

La planta baja es un recorrido por la biografía de Max Moreau, basado en una abundante información fotográfica en la que se puede seguir su formación, sus viajes, familia, amistades.

El Carmen de los Geranios fue remodelado y restaurado por el Ayuntamiento de Granada y se inauguró como Museo dedicado al artista belga Max Moreau el 29 de octubre de 1998.